Por primera vez policía canina tiene su propia clínica veterinaria

La Embajada de Estados Unidos coordinó con el Ministerio de Justicia y Paz para establecer la primera clínica veterinaria de la Unidad Canina de la Policía Penitenciaria, que también estará al servicio de las necesidades de las unidades caninas de otros cuerpos policiales. 

La embajada aportó los materiales de construcción, mientras que el Ministerio de Justicia y Paz lideró la construcción con su Departamento de Arquitectura y la mano de obra de personas privadas de libertad. 

En esta clínica los agentes caninos recibirán chequeos rutinarios, consulta, medicina preventiva, limpiezas dentales, nutrición, control de peso, desparasitaciones, vacunaciones, electrocardiogramas, ultrasonidos, exámenes de laboratorio, fisioterapia, cirugías y hasta internamientos. 

“Los canes son un activo importante y valioso, pero realmente su desempeño se fortalece cuando su cuidado médico se monitorea con frecuencia, con tecnología de punta y un recurso humano sensible al bienestar animal”, manifestó Robert Alter, Director de la Oficina de Asuntos Antinarcóticos, Seguridad Ciudadana y Justicia (INL, por sus siglas en inglés) de la Embajada de Estados Unidos. 

El Ministro de Justicia y Paz, Gerald Campos, felicitó a la Policía Penitenciaria por la clínica y agradeció a la Embajada de Estados Unidos la cooperación y colaboración con el ministerio. 

La Unidad Canina del Ministerio de Justicia y Paz cuenta con 50 funcionarios y un total de 30 canes de servicio, distribuidos en puntos estratégicos para la operación policial.